Bienvenido. Abre tus ojos, luego tu mente, luego tu corazón y disfruta. Cuanto se lea a partir de estas líneas podrá ser utilizado con total libertad: como entretenimiento, consejo práctico o llave de conocimiento. Lo más importante es que no siente indiferencia.

 

Al fin y al cabo, esto no es más que un blog, una semilla plantada en el inmenso huerto de Internet, pero mi sueño es que pueda convertirse en brote del cambio notable que necesitamos.

 

Aunque hoy el mundo que habita el ser humano invita al pesimismo, es Yin, este espacio propone el enfoque Yang positivo que necesita la ley de la dualidad, la que confirma que todo en el Universo posee su opuesto. (Ver link)

 

YIN YANG

YIN YANG

No entendamos que el mundo pertenece a los seres humanos, porque somos una especie igual a las demás, aunque diferentes por la capacidad de comprender con visión crítica esa igualdad. Ello nos obliga a ejercer una mayor responsabilidad.

 

¿A qué va a llevar el abuso en la explotación de los recursos del planeta? A su agotamiento. El ser humano dinamita su propia casa. ¿Por qué? Porque son esclavos del Yin. Un mundo altruista y que fuera consciente del daño que está haciendo se detendría, rompería todos los muros, derrotaría a los líderes negativos y alzaría un gobierno de igualdad, libertad y fraternidad verdadero. El de los justos. Quien piense que es imposible es que no cree en él ni siente ánimos para luchar por él, es Yin.

 

¿Cómo se alcanza ese punto en que te deja de dar igual lo que ocurre en el mundo? Mirando hacia el interior. Allí está la respuesta. Cuando de verdad quieres mejorar, llega la mejoría. La suma de salud, desarrollo personal y solidaridad conforman la tríada perfecta del crecimiento humano.

 

La clave común de la salud, la solidaridad y el desarrollo personal es felicidad que permanece, la extática, diferenciándola de las alegrías que vienen y se van. Cuando una persona es dichosa, tiene tanta luz en su interior, que necesita dar algo de ella a los demás, y de aquí nace el sentimiento solidario. Alguien dichoso necesita crecer y mejorar siempre porque sabe que puede aprender de todo y de todos. El extático es sano porque sin salud no podría albergar la dicha. El Yang que tú posees, la fuerza de lo positivo, tiene que dominar al Yin, lo negativo, y viceversa, ya que la mejor situación es el justo medio, el equilibrio.

 

Que no continúe el pesimismo y la insolidaridad en tu interior, porque allí encontraremos la dicha. Escucha dentro de ti: nos llama el mundo y necesita ayuda.

*          *          *          *          * 

CITAS CÉLEBRES

 La virtud es la búsqueda de la felicidad personal por la contribución a la felicidad de todos. (Denis Diderot)

 No basta dar pasos que un día pueden conducir hasta la meta, sino que cada paso ha de ser una meta, sin dejar de ser un paso. (Johann P. Eckermann) 

La felicidad es de los que se bastan a sí mismos. (Aristóteles)

 Andaríamos mejor si no fuera porque hemos construido demasiados muros y no suficientes puentes. (D. Pire)

 Nuestra verdadera nacionalidad es la humanidad. (H. G. Wells)

 *          *          *          *          *

 MI CITA

 -Oye, ese chico no deja de insultarte. ¿Quieres que le diga algo?

-¡No lo molestes! ¡Es mi maestro!

-¿Cómo lo puedes llamar maestro si solamente es un necio?

-Pero su elocuencia al demostrarlo es muy ilustradora.

Anuncios