Hace muy poco tiempo los medios de comunicación se hacían eco de una triste noticia: Vicente Ferrer había fallecido, pero no así su causa. Más de medio siglo trabajando por y para los más desfavorecidos lo han convertido en un icono de la solidaridad y de la cooperación social.

VICENTE FERRER

VICENTE FERRER (www.fundaciónvicenteferrer.org)

 Vicente Ferrer (Barcelona, 9 de abril de 1920 – Anantapur, India, 19 de junio de 2009) comenzó su entrega hacia el prójimo desde su ingreso en la Compañía de Jesús en su juventud. Fue como misionero como llegó a India, concretamente a Mahmad –a 250 kilómetros de la importante Mumbai (Bombay)-. Allí trabajó desde 1952 para mejorar las condiciones de vida de los campesinos.

 En 1968 el gobierno de Indira Gandhi, presionado por la ultraderecha política india, decreta una orden de expulsión contra Vicente Ferrer por “ejercer influencias perjudiciales a la Administración”. Así, para evitar conflictos, viaja a España con carácter temporal. A su vuelta a La India solamente le acoge el Estado de Andhra Pradesh. Con seis voluntarios más se instala en Anantapur, el lugar más pobre de esa región. En 1970 dejó la Compañía de Jesús y unos meses después se casó con Anne Perry (Ana Ferrer), periodista inglesa. Así, nació Rural Development Trust / Women Development Trust (RDT / WDT), la organización que contribuye al desarrollo de Anantapur desde La India.

 Aunque en los años setenta lo continúan asediando desde la política, Vicente Ferrer no se achanta y continúa. Años más tarde, en 1996, creó en España la Fundación Vicente Ferrer para asegurar la continuidad económica del proyecto. Desde España consiguen los fondos necesarios para sus proyectos, contando con la ayuda de más de 150.000 colaboradores.

MAPA DE LA INDIA

MAPA DE LA INDIA - AREA DE ACTUACIÓN DE LA FVF (www.fundaciónvicenteferrer.org)

 La Fundación actúa en asuntos de sanidad, vivienda, educación, personas con discapacidad, mujer y ecología, siendo imprescindibles todas y cada una de ellas. En la región se han construido once clínicas rurales, tres hospitales generales, un centro de planificación familiar y un centro de atención y cuidados para enfermos de VIH; se han formado trabajadores locales y comadronas, y cuentan con la ayuda de cerca de mil voluntarios sanitarios; se ha ofrecido una vivienda digna a 22.000 familias; se estableció una red de escuelas complementarias a las que ya existían, y reciben el soporte necesario desde la Fundación, además de que los niños escolarizados reciben material y dinero; se han puesto en marcha becas universitarias desde 2004, por lo que cerca de 400 jóvenes han finalizado sus estudios preuniversitarios, y muchos de los que han completado su formación ahora ayudan en el desarrollo de sus comunidades; se han creado talleres de ortopedia, centros para niños con discapacidad, y especializados en discapacidad psíquica, visual, auditiva y parálisis cerebral; se ha creado un Fondo de Desarrollo de la Mujer, que promueve su autosuficiencia, lo que ayuda al reconocimiento del género femenino por la sociedad; se han creado estructuras de riego (presas, embalses y tanques), se ha reforestado, se han excavado pozos de agua, se han utilizado energías alternativas (biogás y solar) y se ha incidido en la horticultura familiar y en la diversificación de los cultivos.  Existe además un Fondo Permanente contra la Sequía, que asegura el empleo a los

NIÑOS EN LA BIBLIOTECA

NIÑOS EN LA BIBLIOTECA (www.fundaciónvicenteferrer.org)

campesinos en los meses de sequía. También se han promovido cursos de formación para campesinos y se ha fomentado la ganadería, para no depender totalmente de la agricultura. Por lo tanto, es notable el cambio desde la más absoluta miseria de antaño a la esperanza de hoy.

 Lástima que las obras solidarias a menudo choquen con los gobiernos, que se ven con el derecho de administrar exclusivamente a sus ciudadanos aunque estos se mueran de hambre o enfermedad. Los tratan como peones en su tablero de ajedrez, sin importarles para nada su vida. Menos mal que siempre quedará gente en el mundo que luche por los que necesitan ayuda, abandonados por sus propios líderes.

 Como Vicente Ferrer y todos sus colaboradores en Andhra Pradesh, los cooperantes del mundo son los soldados de la paz, son la luz en la oscuridad del mundo. Todos ellos son los héroes que de verdad luchan por un mundo mejor para sus hijos. No desistáis.

 

GENTE FRENTE A VIVIENDAS NUEVAS

GENTE FRENTE A VIVIENDAS NUEVAS (www.fundaciónvicenteferrer.org)

 

¿Qué queda cuando uno muere? Las obras. En el caso de Vicente Ferrer su altruismo, su entrega hacia los necesitados y su alegría al hacerlo es lo que permanecerá en el tiempo. Esperemos que la Fundación también lo haga, porque estas iniciativas hacen vislumbrar el futuro lleno de optimismo.

 

 

*     *     *     *     *

Fuente: www.fundacionvicenteferrer.org

Anuncios